/Economía
  • Esta es la pregunta que plantea y resuelve Eugen von Böhm-Bawerk considerado como uno de los grandes pensadores de la Escuela Austríaca de Economía, en uno de sus más prolíficos ensayos escrito poco antes de su muerte en 1914.
  • "...El sistema capitalista o sistema de economía de mercado, durante los últimos doscientos años, ha demostrado ser el sistema económico más eficiente para generar riqueza y producir bienestar a la humanidad, así como ha demostrado poseer una capacidad muy superior que cualquier otro sistema, incluyendo al socialista, para mejorar los niveles de vida de todos los pueblos, especialmente los del Tercer Mundo y particularmente los de los sectores más pobres...."
  • Aula móvil de economía busca fortalecer y formar a niños, niñas, adolescentes y ciudadanos en general; en principios básicos de economía que permitan expandir potencialidades humanas con altos contenidos de nobleza, convivencia, bien común y la conciliación entre la Sociedad, Estado y Empresa; para el proceso basado en la generación de riqueza y solidaridad.
  • Mercados libres y progreso económico - El hilo conductor - Nacimiento de la economía de libre mercado - La crisis coreano y su superación - El dominio sobre la alta coyuntura - La economía de mercado libre vence a la economía planificada - Ministro de economía no representante de interés - Las carteles, enemigos de los consumidores - Valor de la manifestación directa de la opinión - La economía de mercado libre hace posible un salario justo - La prosperidad, ¿induce al materialismo? - Psicología y economía - El estado providencia, un error moderno - La economía de rearme y la economía de mercado libre - Política realista - Estación europea - El Fénix renace de sus cenizas.
  • Presentamos un nuevo volumen de las obras completas de F.A. Hayek, concretamente el volumen VII: Ciclos económicos. Parte I, esta obra, traducida y editada por José Antonio de Aguirre contiene las dos principales monografías de Hayek: Teoría Monetaria y la Coyuntura y Precios y Producción. Al reproducir el texto de la traducción original de 1933, esta edición también se inspira en el original en alemán, así como en traducciones más recientes. Para Precios y Producción, se presenta una edición con comentarios de diversos autores, que incorpora la primera edición de 1931 y su revisión de 1935. Además de reunir la obra de Hayek sobre la evolución de los ciclos económicos, este volumen incluyen también una introducción de Hansjoerg Klausinger, que sitúan los escritos en el contexto intelectual –incluyendo cómo fueron recibidos y los debates teóricos a los que contribuyeron– y que exponen los antecedentes de la evolución del pensamiento de Hayek.
  • En el espectacular florecimiento que en los últimos decenios ha experimentado la Escuela Austriaca de Economía, el profesor Kirzner ocupa, junto al malogrado Murray N. Rothbard, un lugar de primer orden, y este libro, publicado por primera vez en 1973 (primera edición española: Unión Editorial, 1975), representa sin duda una de las aportaciones pioneras. Centrado en la idea de "empresarialidad", entendida como descubrimiento y creatividad en la captación de las oportunidades de beneficio, en él se elabora toda una teoría microeconómica que entiende la realidad como proceso dinámico, en contraposición al paradigma neoclásico del equilibrio estático: una visión en la que la teoría de los precios, la asignación de recursos, la competencia y el monopolio, y hasta la publicidad, aparecen bajo una nueva luz. La construcción de Kirzner se basa en la idea de Ludwig von Mises sobre la naturaleza y la función esencial del empresario en el proceso económico, integrando al mismo tiempo algunas cruciales aportaciones de Friedrich A. Hayek sobre el papel de la ignorancia, el aprendizaje y el conocimiento en la equilibración del proceso de mercado, tal como destaca el propio autor en el Prólogo escrito para esta segunda edición española. La presente edición se halla enriquecida con un importante estudio del propio Kirzner titulado "El descubrimiento empresarial y el proceso competitivo del mercado: El punto de vista austriaco", publicado recientemente (marzo de 1997) en el Journal of Economic Literature.
  • La Modern Monetary Theory (MMT) e suna corriente de pensamiento económico que combina buena parte de la sideas de postkeynesianismo acerca del funcionamiento del sistema monetario con las ideas del chartalistismo sobre el origen del dinero
  • La colección Cristianismo y Economía de Mercado de la mano de Unión Editorial y el Centro Diego de Covarrubias pretende aportar conocimiento, ideas y argumentos a esa batalla de las ideas que se está desarrollando en la que defendemos una sociedad basada en el concepto indivisible de la libertad de la persona fundamentada en tres pilares: 1.    Un sistema económico de libre mercado y libre empresa 2.    Un sistema político democrático 3.    Un sistema moral y cultural pluralista
  • Jay Richards presenta un nuevo acercamiento al capitalismo, revelando cómo es totalmente consistente con las enseñanzas de Jesús y la tradición cristiana y nuestra mejor apuesta por renovar el vigor económico. Dinero, codicia y Dios expone ocho mitos acerca del capitalismo —incluyendo la noción que indica que el capitalismo está basado en la codicia— y demuestra que un buen cristiano puede ser un buen capitalista.
  • Gene Callahan nos presenta en Economía para la Gente, un texto original en todo sentido. Por primera vez, se escribe un manual sencillo y completo de la propuesta «subjetivista» en la economía (representada en la llamada «Escuela Austriaca»), que hasta ahora había estado huérfana de un manual que permitiera su divulgación entre los no especialistas de la profesión economista. No hay duda de que este aporte contribuirá a disipar la idea de que la ciencia económica es un feudo reservado al conocimiento de expertos, y no, como ciertamente es, una ciencia que ancla sus premisas conceptuales en el entendimiento que le es dado al hombre a través del sentido común. Éste es un gran logro.
  • Es un libro editado por Friedrich von Hayek que reúne ensayos de diversos autores con análisis críticos sobre la interpretación que cierta historiografía ha dado del capitalismo sobre todo en la llamada era de la Revolución industrial. Los ensayos formaron parte de una serie de trabajos presentados en la cuarta reunión anual de la Sociedad Mont Pelerin, presentados en 1951, sobre los orígenes del capitalismo.
  • Carl Menger, un economista desconocido para la mayoría de los iniciados que han oído hablar de Keynes o Friedman, ha sido el único capaz de dar una explicación satisfactoria del origen de esa institución social que todos conocemos y manejamos, el dinero. Pero el olvido de sus ideas monetarias que han permanecido semiocultas en lengua alemana hasta hace bien poco, ha sido un auténtico lastre para la política que han venido practicando nuestros bancos centrales y ha ocasionado ya dos grandes crisis, destruyendo miles de empresas y millones de puestos de trabajo. La economía mundial vivió un largo periodo de expansión y mejora de los salarios reales entre 1870 y 1914 mientras Inglaterra pudo mantener la hegemonía de su moneda nacional convertible, la libra esterlina. El dólar convertible de los Estados Unidos fue capaz de sacarnos de la destrucción de una guerra mundial. Pero, con toda seguridad, esto no va a ser lo mismo en ausencia de centros financieros hegemónicos, Como resultado, tendremos que replantearnos el régimen institucional en el que han venido desenvolviéndose, hasta ahora, nuestras instituciones bancarias y que está amenazando directamente la solvencia de los propios Estados. Los días de la macroeconomía convencional elaborada durante todo el siglo pasado, al margen de las ideas monetarias de Carl Menger, están contados, como percibirá el lector atento de este pequeño ensayo del economista austriaco que había permanecido inédito hasta ahora en nuestro país y viene precedido de una jugosa introducción que firman José Antonio de Aguirre y Lorenzo Infantino de la Fundación Hayek de Roma.
  • En el prólogo a la edición de 1993 de su Man, Economy, and State señala Rothbard la fragmentación o dispersión a que ha llegado la ciencia económica. Parece haberse abandonado la vieja tradición de los Tratados de Economía destinados a la exposición unitaria de los «principios» de esta ciencia, sustituida por una enorme proliferación de monografías y de estudios sobre aspectos particulares. «El hecho real -escribe Rothbard- es que la economía se ha dividido precisamente porque ya no se considera un edificio sino un cúmulo de partes aisladas.» Y el objetivo que Rothbard se propuso al escribir esta gran obra era, precisamente, «llenar ese enorme y trágico vacío», corregir esa lamentable situación. El Autor desarrolla su trabajo analizando las principales áreas de la ciencia económica, siempre a la luz de unos «principios generales». Y lo hace brillantemente, «en una perspectiva austriaca», y concretamente en el estimulante horizonte abierto por su maestro Ludwig von Mises con su Human Action. Si bien el opus magnum de Mises lleva como subtítulo «Tratado de Economía», en realidad es mucho más que eso. Rothbard confiesa que en Man, Economy, and State «trata de aislar lo económico, llenar los intersticios y explicar detalladamente las implicaciones... de la estructura misiana». Por lo que respecta a ese «aislamiento de lo económico», seguramente esté en lo cierto el profesor Benegas Lynch (h) cuando afirma: «Seguramente, la mayor contribución misiana que ha tomado Rothbard es su concepción de la economía que no se limita a lo estrictamente crematístico, sino que abarca toda la acción humana o praxeología.» El presente volumen es el primero de los tres que integran la obra. Tras analizar los fundamentos de la acción humana, el Autor fija su atención en el intercambio (directo e indirecto), en los precios y en el consumo, para abordar seguidamente la problemática de la producción: su estructura, la determinación de la tasa de interés y la determinación general del precio de los factores de producción.
  • El presente volumen es el segundo de los tres que integran la obra. Retomando los últimos capítulos de la primera parte, Rothbard examina aspectos tan sustanciales de la producción como son la función empresarial y los precios de factores e ingresos; más adelante, continúa con una serie de reflexiones sobre la problemática derivada de los monopolios en un mercado libre; concluyen el trabajo dos extensos ensayos, el primero de ellos en torno a dinero y poder adquisitivo y el último sobre las «secuelas» del intervencionismo directo en el mercado.

    * * *

    En el prólogo a la edición de 1993 de su Man, Economy, and State señala Rothbard la fragmentación o dispersión a que ha llegado la ciencia económica. Parece haberse abandonado la vieja tradición de los Tratados de Economía destinados a la exposición unitaria de los «principios» de esta ciencia, sustituida por una enorme proliferación de monografías y de estudios sobre aspectos particulares. «El hecho real —escribe Rothbard— es que la economía se ha dividido precisamente porque ya no se considera un edificio sino un cúmulo de partes aisladas.» Y el objetivo que Rothbard se propuso al escribir esta gran obra era, precisamente, «llenar ese enorme y trágico vacío», corregir esa lamentable situación. El Autor desarrolla su trabajo analizando las principales áreas de la ciencia económica, siempre a la luz de unos «principios generales». Y lo hace brillantemente, «en una perspectiva austriaca», y concretamente en el estimulante horizonte abierto por su maestro Ludwig von Mises con su Human Action. Si bien el opus magnum de Mises lleva como subtítulo «Tratado de Economía», en realidad es mucho más que eso. Rothbard confiesa que en Man, Economy, and State «trata de aislar lo económico, llenar los intersticios y explicar detalladamente las implicaciones... de la estructura misiana». Por lo que respecta a ese «aislamiento de lo económico», seguramente esté en lo cierto el profesor Benegas Lynch (h) cuando afirma, en su prólogo del volumen I: «Seguramente, la mayor contribución misiana que ha tomado Rothbard es su concepción de la economía que no se limita a lo estrictamente crematístico, sino que abarca toda la acción humana o praxeología.»
  • El liberalismo, como sistema económico y social, no es un pecado. Con esta premisa básica se inicia un libro escrito a cuatro manos por los reconocidos economistas Carlos Rodríguez Braun y Juan Ramón Rallo. En él, dan razones de peso por las que el liberalismo como doctrina, tanto desde el punto de vista macroeconómico como desde el de la microeconomía, debe ser tenido en cuenta en la sociedad actual como un sistema válido. En este manual políticamente incorrecto los fervientes liberales Rodríguez Braun y Rallo responden a preguntas como: ¿Por qué es bueno para usted que las empresas ganen dinero? ¿Existen tantos monopolios como pretenden hacernos creer? ¿Hay que consumir para prosperar? ¿Son nuestras economías maniaco-depresivas? a la vez que explican con argumentos porqué el socialismo no es posible o porqué el libre mercado no causó ni la Gran Depresión ni la actual crisis económica, entre otras cosas.
  • Este libro inconformista, que no oculta los grandes defectos del capitalismo y que defiende abiertamente que la opción por una forma socialista de producción no es teológicamente incompatible con la fe cristiana, contribuye a derrumbar el mito de que el socialismo económico marxista está teóricamente mas cerca del evangelio que cualquier forma posible de economía libre de mercado. A esta conclusión llega el autor sujetándose al rigor de la reflexión económica y sociopolítica sobre la realidad actual y reafirmando a la vez toda la fuerza utópica de la esperanza cristiana. Además de esta tercera edición en castellano, su traducción al portugués, al inglés y al alemán, por editoriales de reconocido prestigio, constituye una buena prueba del éxito de esta obra.
  • A un siglo de haber disertado Joseph A. Schumpeter por primera vez en suelo americano, específicamente en el año académico 1913-14 de la Columbia University, Franco Dorazio resume en este breve ensayo la magnífica obra intelectual del insigne profesor. Su tratado póstumo, Historia del análisis económico, a cuya realización consagró casi toda su vida profesional, mantiene vigente su labor científica y académica, enfocada tanto a la economía como las ciencias sociales asociadas. En esas áreas del saber, su virtuoso pensamiento, que comprende el movimiento constante del sistema económico en flujo circular, orientado sustancialmente al empresario y a la innovación como pilares fundamentales de la dinámica de los sistemas productivos, le permitió extender su ideario profesional más allá de su tiempo. Igualmente, su teoría del interés y la concepción de los ciclos económicos como producto de esa innovación, que relaciona, a su vez, con el desarrollo de los pueblos, revela la anatomía del cambio económico en la sociedad capitalista, asociado íntimamente al concepto de la destrucción creadora, la cual impulsa constantemente su renovación… constituyéndose en argumento económico de gran vigencia en nuestros días. Todo ello marca su sello personal, autónomo, intuitivo, documentado y creativo, que refuerza con los extensos análisis sobre la obra política de Karl Marx, que por contraste complementa nuestro entendimiento del sistema capitalista, del que Joseph A. Schumpeter fue un extraordinario teórico.
  • Esta obra se inscribe en la tradición iniciada por Roger W. Garrison de intentar hacer comprensible y de extender las ideas del paradigma austriaco al mainstream neoclásico. Adrián Ravier lo hace en su primer libro, sintetizando la macroeconomía austriaca del capital.